NOVA Tecnología
Protección en el mundo digital

¿Qué son los rootkits y cómo evitarlos?

Los rootkits han emergido como una seria preocupación debido a su capacidad para infiltrarse en sistemas informáticos de manera sigilosa.

En la era digital actual, la proliferación de softwares maliciosos representa una constante amenaza para la ciberseguridad de nuestros dispositivos. Entre estos, los rootkits han emergido como una seria preocupación debido a su capacidad para infiltrarse en sistemas informáticos de manera sigilosa.

Los rootkits son un malware, o una amalgama de herramientas maliciosas, que permiten a los ciberdelincuentes obtener acceso remoto a equipos informáticos y discos duros sin ser detectados por los programas de seguridad convencionales. El término "rootkit" refleja su capacidad para otorgar privilegios de administrador sin autorización, eludiendo así las defensas tradicionales.

Cuando un rootkit se infiltra en un dispositivo, proporciona al hacker acceso exclusivo a información personal delicada, como contraseñas y detalles de tarjetas de crédito, además de otorgar control total sobre el sistema.

Tipos de Rootkits

  • Rootkits para hardware o firmware: Impactan directamente en dispositivos como discos duros, o routers, buscando instalar aplicaciones maliciosas que eluden la detección de programas de seguridad.
  • Rootkits para memoria: Se instala en la memoria RAM, consumiendo recursos y afectando el rendimiento del equipo.
  • Rootkits para el cargador del sistema operativo: Modifica el mecanismo de inicio del software, permitiendo iniciar el dispositivo antes que el usuario.
  • Rootkits para aplicaciones: Altera el funcionamiento de las aplicaciones, abriendo una puerta para los ciberatacantes cada vez que el usuario las utiliza.
  • Rootkits de modo núcleo: Proporciona a los ciberdelincuentes acceso al núcleo del sistema operativo, permitiéndoles modificar el funcionamiento del software.
  • Rootkits de red: Este tipo de rootkit se enfoca en manipular las comunicaciones de red, permitiendo a los atacantes interceptar y modificar la información transmitida.

Expertos de INSSIDE Ciberseguridad expresan diversos consejos para prevenir los rootkits:

  • Evaluar periódicamente el rendimiento del equipo: Realizar escaneos para detectar posibles disminuciones en la rapidez del sistema, señal de una posible infección.
  • Descargar las últimas actualizaciones del software: Mantener el sistema actualizado para corregir vulnerabilidades conocidas y prevenir ataques de rootkits.
  • Evitar descargar y abrir archivos maliciosos: Ser cauteloso al instalar archivos de origen desconocido para evitar ataques de phishing y la propagación de rootkits.
  • Utilizar equipos de marcas reconocidas: Adquirir dispositivos de fabricantes con buena reputación para evitar riesgos desde el momento de la compra.
  • Mantener una configuración de firewall robusta: Configurar y actualizar regularmente el firewall para filtrar el tráfico no autorizado y prevenir intrusiones de rootkits.
  • Asesorarse con expertos en ciberseguridad: Consultar con profesionales para aplicar estrategias antirootkit y evitar convertirte en víctima de este tipo de malware.

Es importante mantenerse un paso adelante en la protección del ciberespacio. Alineados a los más altos estándares de seguridad en sus servicios, INSSIDE Ciberseguridad acompaña a los usuarios en asesoramiento y soporte. Su misión es ofrecer soluciones integrales que evolucionen con las amenazas emergentes, garantizando la protección de la información sensible y la continuidad operativa. 

Lectores: 1405

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: