El Político Enmascarado
Exclusivo de NOVA

Los análisis del Político Enmascarado: la disyuntiva de Julio Alak en La Plata y otra interna funcional a Garro

Enmascarado. Observador neutral y nítido analista. (Dibujo: Fernando Rocchia)

El Político Enmascarado (PE) es un hombre oriundo del interior de la provincia de Buenos Aires, afincado en La Plata desde que vino a estudiar allá por el año 1966. Sociólogo y profesor de historia con varias maestrías en el exterior. Se define a sí mismo como un “peronista heterodoxo” con amigos variados de todas las ideologías y partidos.

Fue varias veces funcionario nacional, representó al país en el exterior en una importantísima embajada; fue funcionario provincial en reiteradas oportunidades y también funcionario municipal en La Plata, en el período 73/76, siendo un novel militante.

Su bajo perfil le permite desenvolverse en los más variados ámbitos y sentarse en las más diversas mesas políticas. Cuenta con la confianza de hombres de primer nivel y con la información de mucho de lo que pasa en la política a nivel nacional, provincial y municipal.

Sus análisis y comentarios son sesudos, interesantes y jugosos, a veces insólitos, pero seguramente atraparán el interés de los lectores de NOVA.

-Buenas noches estimadísimo Enmascarado, lo molesto, por enésima vez, para que me brinde su parecer sobre la situación política del peronismo platense…

-Buenas noches para usted, un gusto volver a encontrarlo. Quizá quiere saber algo puntual…

-Sí, su mirada sobre la fragmentación del FdT o Unión por la Patria…

-Mire, ocurre algo similar, con las diferencias coyunturales, a lo que ocurrió en el 2019. Julio Garro por una nueva -y última- reelección y la posibilidad latente de ganarla por méritos propios y errores estratégicos de termómetro electoral del peronismo. Y no hablo de la elección del ministro Julio Alak como competidor de Garro.

Sabemos, como ya lo hemos hablado, que esta será una contienda electoral en la que pesarán los votos de centro, más allá de la radicalización de la política en extremos. Alak representa una opción válida para disputarle esos votos a Garro, que obviamente es un moderado dentro del PRO y por eso va con la figura de Horacio Rodríguez Larreta

-Pero, el error, entonces, ¿dónde estaría?

El ex alcalde y ministro de Justicia de la Provincia fue ungido como articulador primero, como candidato después y todo esto con el guiño o aval de Cristina Fernández y de Axel Kicillof, pero a la campaña del oriundo de Benito Juárez le falta, digamos, un “punch” de efectividad, en el sentido de apropiarse simbólicamente de las necesidades actuales, del platense de hoy, que votó a Garro en el 2015 porque vio agotadas en todas las versiones de peronismo -con el bruerismo como la gota que rebasó el vaso-, una opción electoral válida. Desde entonces, el cristianismo no supo construir unidad en la ciudad, donde hay peronistas pero falta peronismo. Usted me entiende…

-Sí, pero amplíe, por favor…

-Al grano: muchos ven como un fracaso de Kicillof no haber podido ordenar la interna platense. El rol de articulador de Alak era para eso, para evitar una interna desgastante que otra vez le va a ser funcional al Julio menor, es decir, Garro. Es el síndrome del 2019, cuando ganó Florencia Saintout, que ahora parece la animadora de la campaña local habiendo conseguido un ingreso casi seguro como senadora jugando en la lista de Alak, pero después no pudo retener el voto disperso y “comprado” del resto de los precandidatos, principalmente el de Victoria Tolosa Paz.

La situación actual es similar: hay cuatro listas más, hablando en criollo, una locura total. La de los ediles Guillermo Escudero, Paula Lambertini y Luis Arias y la del ex concejal y referente de Kolina Gastón Castagneto. Tolosa Paz ya no sería un obstáculo, pero la dispersión no va a ayudar a destronar a Garro, que para colmo tiene a buena parte del justicialismo racional adentro de su estructura de Gobierno. Bastan los nombres de Luis Barbier, Marcelo Leguizamón -primer aspirante a senador con ingreso seguro- y de Fabián Lugli, por nombrar sólo tres.

-Usted dice que la estrategia de Kicillof, entonces, puede fracasar.

-De hecho ya se está mostrando con baldosas flojas. De algo en la usina de campaña de UP se dieron cuenta, porque desde hace una semana aproximadamente comenzaron a aparecer folletos y cartelería del ex intendente con el gobernador, pero Garro viene instalando imagen desde antes, con la ventaja de que hay generaciones nuevas que ya lo conocen y no pasa lo mismo con Alak, que tiene, si se quiere, un voto nostálgico del pasado de oro que supo sostener durante poco más de diez años. Igualmente es la mejor opción que podrían haber encontrado, pero hay la sensación en el microclima político de que la campaña arrancó tarde y ahora comenzaron a calentar motores…

-Entiendo Enmascarado, otra vez dando una visión objetiva y afinada de la situación local. Le agradezco y volveremos a charlar.

-Cuando usted lo disponga. Hasta la próxima.

Lectores: 4590

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: