Entre periodistas
Impresionante

Tras la captura de Ovidio Guzmán, al menos ocho periodistas mexicanos fueron atacados por miembros del Cártel de Sinaloa

Varios comunicadores se vieron afectados por robo de automóviles, robo de su equipo de trabajo y amenazas con armas de fuego.

Al igual que ocurrió en octubre de 2019 con el llamado “Culiacanazo”, el pasado 5 de enero los habitantes de esa ciudad sufrieron la violenta reacción del Cártel de Sinaloa tras darse a conocer la captura de Ovidio Guzmán en la comunidad de Jesús María.

No solamente los miembros de las Fuerzas Armadas fueron víctimas de los criminales, sino también civiles que fueron despojados de sus vehículos para ser incendiados y, de esta manera, bloquear el paso de las autoridades.

Pero también varios periodistas fueron atacados mientras documentaban la ola de violencia en la capital del estado, según revelaron las organizaciones Artículo 19, Reporteros Sin Fronteras y el Comité para la Protección de Periodistas.

De acuerdo con testimonios y denuncias, al menos ocho comunicadores se vieron afectados por robo de automóviles, robo de su equipo de trabajo y amenazas con armas de fuego.

Uno de ellos, según revela el sitio Río Doce, fue un periodista del programa radiofónico Los Noticieristas, quien transmitía en vivo cuando un vehículo se quemaba en la salida norte de Culiacán.

De repente se escuchan algunas voces gritar: “Tírale unos balazos, tírale unos balazos, apaga el teléfono”, por lo que el comunicador decidió cortar la transmisión.

Horas más tarde, en la misma zona, un reportero del portal Link Sinaloa se encontraba tomando imágenes de un camión quemado cuando un joven a bordo de una motocicleta llegó hasta a él, le ordenó que dejara de grabar y le pidió el celular.

Al ver que el periodista no hacía caso, el delincuente sacó una pistola y se la puso en el pecho. Una vez que la víctima entregó el teléfono, el hombre armado arrancó en su moto y arrojó el celular al camión que se estaba quemando.

Otros tres periodistas de los medios Luz Noticias, Reacción Informativa y Quadratín, viajaban a bordo de una camioneta mientras tomaban fotografías de un bloqueo.

De pronto varios hombres armados a bordo de motocicletas los interceptaron, los encañonaron y les pidieron las llaves del vehículo. De acuerdo con las víctimas, los sujetos permitieron que bajaran sus pertenencias de la camioneta y luego se la llevaron.

Tras estos hechos, las organizaciones defensoras de periodistas señalaron que lo ocurrido el pasado 5 de enero muestra que no hay garantías para un ejercicio periodístico seguro y libre.

Lectores: 497

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: