Gastronomía
Invento argentino

La empanada y la chipa se fusionaron y nació la "Chipanada"

La chipanada y su compañía perfecta: cerveza.

La tradición criolla y la paraguaya se encuentran y se fusionan en una creación deliciosa.

La chipanada es una empanada con masa de chipá que llegó para quedarse. Un plato que podría ser tan criollo como paraguayo. Para entender cómo nació este manjar es necesario saber cómo es la masa que suplanta a la clásica de agua, grasa o manteca y harina.

Sin entrar en la discusión sobre la cuna del chipá o de la empanada, podemos decir que son dos preparaciones que se consumen mucho en ambos países, tanto en Argentina (sobre todo en el norte), como en Paraguay. Era cuestión de tiempo, que alguien juegue con los sabores y popularice al mix. Allí nació entonces la chipanada. Innovación y mestizaje. El resultado es buenísimo. Lola Centurión, cocinera paraguaya que reside en Buenos Aires, explica un poco más.

Una masa compacta de queso que envuelve varios rellenos y deja a muchas panzas contentas. Consultada Centurión sobre la chipanada no puede evitar una risa intensa: “Eso es una argentinada”, define. Claro, es que en Paraguay existen muchos estilos de chipá, pero ninguno mezcla su nombre con la empanada.

La cocinera insiste en que el origen de este invento es la chipa so'o, por su relleno de carne. En su emprendimiento hogareño llamado “El Jardín” ella ofrece chipás con múltiples rellenos, morcilla, chorizos, queso azul, salchichas… pero ninguna con forma de empanada.

El que sí tuvo esa idea fue Fernando Book, quien junto a su esposa, en plena pandemia, decidieron combinar sus dos pasiones, los chipá y las empanadas, en un delivery llamado Chipákilla. “La familia de mi mujer es de Chaco, cuando los conocí quedé enamorado de los chipás. Son diferentes a las que comprás acá en la panadería”, cuenta Fernando.

Su suegra (quien según él hace los mejores chipás del mundo) les dio la receta base. Y Fernando fue moldeándola para que la masa no se quiebre y sea lo suficientemente elástica para sostener el relleno. Una vez obtenida la fórmula exacta, con la cantidad de hidratación justa, lanzaron al mercado sus productos que son aptos para celíacos.

Con el éxito de las chipanadas, nombre que asegura tener registrado, surgieron otros productos como el pan de hamburguesa, el pan con mix de semillas para sándwiches, y la chipizza. ¿El secreto? Una misma masa en diversos formatos. Las empanadas con masa de chipá se consiguen congeladas y tienen rellenos de queso azul y pera, jamón y queso y queso y cebolla.

Los ingredientes de la masa son clásicos, fécula de mandioca, dos tipos de quesos, huevos, sal, leche, polvo leudante y manteca. Las proporciones las guarda en secreto. Fue tal el revuelo que causó la llegada de este mix que hasta las encargó Lelé Cristóbal, cocinero propietario de Café San Juan.

Y así fue la historia: dos platos típicos se juntaron y potenciaron. Fusión y deleite. Una receta que se transformó y creó un producto que hace que muchos pensemos: “¿Cómo no se me ocurrió antes?”

Lectores: 304

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: