NOVA Tecnología
Según el experto Bernard Marr

Cinco avances tecnológicos que cambiarán la forma de trabajar en el futuro

Ayudado por las consecuencias de la pandemia, el empleo empezó a prescindir de las oficinas, corriéndose cada vez más a formas de empleo remotas o flexibles.

Las últimas décadas de la humanidad estuvieron fuertemente marcadas por el avance a pasos agigantados de la tecnología. Si se piensa en retrospectiva, hace algunos años hubiera parecido digno de una novela de ciencia ficción poseer un dispositivo capaz de hacer llamadas, mandar mensajes, sacar fotos, tener un mapa, un GPS y otra infinidad de posibilidades de las que son capaces los teléfonos móviles.

Esta tendencia no parece terminar, sino al contrario, se profundiza. La última gran transformación se dio en el trabajo que, ayudado por las consecuencias de la pandemia, comenzó a prescindir de las oficinas, corriéndose cada vez más a formas de empleo remotas o flexibles.

En este contexto, Bernard Marr, experto en la intersección entre la tecnología y el trabajo, indicó cuales son las 5 tendencias que van a cambiar la forma en que trabajan y se relacionan las personas.

Inteligencia Artificial

Lo primero que marca el experto es que quienes no estén tan involucrados en la tecnología, quizás no sepan qué tan inmiscuidas están las Inteligencias Artificiales (IA) en la vida moderna. “Usamos algoritmos inteligentes cada vez que buscamos en Internet, compramos en línea, navegamos mientras viajamos, elegimos cómo nos entretenemos, administramos nuestros horarios y llevamos a cabo innumerables tareas, tanto creativas como mundanas”, dice Marr.

Según él, la importancia de las IA no es menor en la historia de la humanidad, para reforzar su idea cita al CEO de Google, Sundar Pichai, quien dijo que el impacto de estas tecnologías en la civilización es “más importante que el fuego o la electricidad”.

Su creencia es que las IA serán cada vez más accesibles hasta el punto que cualquiera pueda acceder a ellas, “aquellos con buenas ideas podrán crear nuevos productos y servicios mejorados con IA que simplifican o mejoran nuestras vidas”, afirma.

Entonces, Marr está convencido de que las IA crearán más puestos de trabajo, en vez de reducirlos. “Aunque la IA conducirá inevitablemente a la desaparición de algunos tipos de trabajos humanos, surgirán otros nuevos para reemplazarlos”, asegura.

Otro campo que se verá afectado es el de la creatividad, las IA están cada vez más desarrolladas hacia las creaciones sonoras, de imagen, de video, y todo tipo de expresiones artísticas que, según él, darán lugar a nuevas experiencias tanto en el entretenimiento como en los negocios durante el 2023.

El Internet del futuro

Marr toma una postura más cauta que la que tuvo Mark Zuckerberg a fines de 2021 cuando anunció el lanzamiento del Metaverso. El creador de Facebook afirmó que en breve la humanidad se volcaría de lleno a la realidad virtual y que tanto reuniones sociales como de trabajo tendrían un nuevo lugar para accionar. Sin embargo, los primeros signos muestran que esto no es tan así.

No obstante, el Metaverso ya alberga un gran número de empresas que se adentraron en él para marcar un “puesto de avanzada” en la próxima novedad tecnológica. En este contexto, el experto cree que lo primero que se modificará será la forma de trabajar de estas compañías, que tendrán que descubrir qué usos nuevos encontrarán en ese novedoso medio, aún por explorar.

Las preguntas que habrá que plantearse son, según Marr, “¿Cómo aprovechar estas oportunidades para crear productos y servicios que brinden experiencias más inmersivas y gratificantes? ¿Y cómo aprovechar las plataformas y herramientas disponibles para hacer que los procesos internos sean más atractivos y eficientes?”.

El mundo en una maqueta digital

Cada vez las computadoras son más poderosas y permiten recrear objetos en maquetas digitales más complejas sobre las cuales se puede trabajar para ensayar, fracasar, mejorar y perfeccionar, hasta que lo aprendido se pueda trasladar nuevamente hacia el mundo tangible.

“Los equipos de carreras de Fórmula 1, por ejemplo, crean gemelos digitales del auto y usan el medio digital para probarlo en túneles de viento virtuales y mediante simulaciones digitales. Esto les permite cambiar los componentes del automóvil hasta que estén optimizados antes de imprimir en 3D estos componentes para el vehículo del mundo real”, ejemplifica Marr.

Pero esto es sólo el comienzo, la verdadera revolución de la edición digital es cuando trabaja sobre organismos vivos como plantas, animales y hasta humanos. Según él, el futuro estará lleno de tratamientos direccionados a través del avance del análisis del ADN que pueden hacer las computadoras, que darán lugar a procedimientos personalizados, capaces de modificar cualquier característica heredada de un organismo vivo.

“Los niños podrían volverse inmunes a las enfermedades a las que sus padres son susceptibles, se pueden desarrollar cultivos que sean resistentes a las plagas y las enfermedades, y los medicamentos podrían adaptarse a las personas de acuerdo con su propia composición genética”, dice Marr.

Confianza descentralizada

El blockchain es para Marr el nuevo modelo en que se sostendrán todas las finanzas y transacciones del futuro. Asegura que las preguntas sobre la confianza en 2023 girarán en torno a la descentralización, y ya no más dependiendo de un centro de control o gestión de los procesos como fueron los bancos o empresas de transacción en la vertiginosa historia de Internet hasta la fecha.

Para él, las empresas del mundo confían en que la idea de propiedad en línea se modifique gracias a la confianza en el blockchain, y que así surja una nueva ola de productos y servicios, lo que dará en consecuencia nuevos consumidores que impulsarán esta clase de transacciones.

Tecnología sostenible

La última tendencia, que se impone por si misma, es el compromiso de la tecnología con el medio ambiente

El experto en tecnología y negocios afirma que hay otra tendencia que se impone por sí sola. El futuro debe ser ecológico, en todas las áreas “debe asegurarse que la tecnología sea ambientalmente sostenible”.

Entonces, las empresas del mundo deberán buscar, ayudados por el procesamiento de datos del que son capaces las IA hoy en día, a encontrar nuevas formas de desarrollarse reduciendo el impacto ambiental al máximo. Según Marr esto se sentirá aún más en 2023.

Por último, Marr concluye indicando que todos los puntos estarán relacionados de cierta forma en la profundización que tendrá la tecnología sobre las vidas de las personas, modificando absolutamente todos los espacios de sociabilización y trabajo, dando lugar a formas aún por descubrir de la sociedad humana.

Lectores: 576

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: