Provincia de Buenos Aires
Ataque

Luján: recuperó su casa, pero lo molieron a palos

Hernán Fernández no puede ir a la fiscalía porque no quiere dejar sus muebles ante el peligro de que se los roben o se los rompan.
El denunciante, recuperó su casa en la que por dos años se le metió una concejal del PRO.
El denunciante, recuperó su casa en la que por dos años se le metió una concejal del PRO.

Hernán Fernández no puede ir a la fiscalía porque no quiere dejar sus muebles ante el peligro de que se los roben o se los rompan. El denunciante, recuperó su casa en la que por dos años se le metió una concejal del PRO (Silvina Mendoza), pero no puede ingresar al domicilio porque le cambiaron las cerraduras.

Mientras tanto, Fernández está viviendo en el garaje, al lado de la casa de quien lo agarró a palazos y le cortó. La concejal Silvina Mendoza del PRO Cambiemos huyó del lugar en medio de este escándalo cuando Fernández llegaba con un camión cargado con sus pertenencias, procedente desde Florencio Varela.

El vecino recuperó su casa, pero resulta que "la causa se tramita como usurpación", a pesar que él fue quien la construyó y vivió allí por años, pero por cuestiones laborales se fue a vivir a Florencio Varela y su hermano infiel, que vive en la casa de al lado, en un principio quiso “rifarla entre los vecinos de la zona y vendía los números, pero todo era una estafa", comentan en el barrio, y luego la alquiló a diferentes personas sin que Hernán Fernández lo supiera.

Incluso Hernán "nunca cobró nada por esos contratos truchos de alquiler", y en medio de todo este entuerto familiar la concejal Mendoza habría querido sacar ventajas, dado que una vez dentro del domicilio a través de un amigo comisario, el ex secretario de seguridad de Luján, el policía y abogado Marcelo Oberti, durante la gestión del intendente macrista Oscar Luciani, pretendieron comprarle esa propiedad por un millón de pesos, cuando la casa en ese momento estaba valuada en unos 18 millones de pesos.

En conclusión, hubo y hay mucha gente metida, particulares, familiares, inmobiliarias, escribanos, policías y concejales, y cada quien habría querido sacar ventaja política y/o económica del asunto, mientras que Hernán Fernández fue el que puso el lomo para construir una casa que hoy estaría valuada en más de 100.000 dólares, es decir unos 22 millones de pesos (a valor del dólar construcción), según nuestras fuentes.

Lectores: 499

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: