Provincia de Buenos Aires
Ruidos y más ruidos

Crisis en el PJ La Pata: ¿Agoniza el acuerdo entre el bruerismo y La Cámpora?

Hubo un plenario vía web para pasar en limpio la situación del partido, que está lejos de ser la de los tiempos de oro. La encabezaron Luis Lugones y Ariel Archanco (Foto: NOVA)

En plena pandemia y con las elecciones legislativas del 2021 a la vuelta de la esquina, la situación del PJ platense dista de ser la mejor.

La conducción partidaria del bastión justicialista platense está en manos del bruerismo –que en 2017 colocó en la presidencia a Luis Lugones- y es compartida con la agrupación K La Cámpora –el edil Ariel Archanco es el vicepresidente en funciones-, pero la alianza estratégica entre ambos sectores que también se materializó en el armado de las listas en el 2019, parece tambalear.

Como informó este portal, la avanzada camporista dentro de la estructura de la sede partidaria de calle 54 podría derivar en un corrimiento de Lugones al frente del partido, que este martes improvisó un encuentro de “militancia” vía zoom para calmar los ánimos y escenificar “unidad” de forma pública. Pero las cosas no son como parecen al cruzar la puerta principal del histórico edificio de calle 54.

En medio de rumores que indicaban que el ex intendente Julio Alak podría volver a hacerse de las riendas partidarias –descartados desde el propio alakismo-, este jueves el PJ salió del letargo con un plenario “a distancia”.

“Con los servicios cortados, la Fundación flojita de papeles, y la sede vandalizada, Luis Lugones convocó a un plenario de unidad para tirar la manga y victimizarse de su paso por la conducción partidaria”, ilustró uno de los dirigentes que presenció el convite, que fue difundido oficialmente con un escueto comunicado.

La movida fue transmitida en directo por Facebook, y aglutinó a dirigentes, funcionarios y referentes locales. Hubo disconformidad porque los oradores omitieron reparar que durante los últimos meses –y más allá de los estragos que causó la pandemia del Covid- el edificio terminó cerrado, saqueado y con los servicios cortados. No obstante, quisieron dar una señal de reactivación.

No lo dicen en público pero muchos integrantes de segunda línea del PJ se quejan por lo bajo: “Ni Lugones ni Archanco se detuvieron un segundo en hacerse cargo que dejaron venir abajo el mítico local partidario”

Para colmo, en los últimos meses, uno de los “motores” que impulsaba la actividad dentro del local fue desplazado. Se trata del emblemático buffetero conocido como “Pololo”, que organizaba menús populares de calidad y los ofrecía en el propio local a precios módicos: las mesas llenas de trabajadores, dirigentes y militantes ya son una postal del pasado. Al conocido cocinero “lo guardaron” y terminó con un contrato de apenas 25 mil pesos en la Cámara de Diputados –precisamente bajo el ala del legislador bruerista Guillermo Escudero-.

Las palabras de los protagonistas

“Esto es una convocatoria para todos los compañeros, para que vengan a participar de la reactivación del Partido. Sabemos del esfuerzo que venimos haciendo, hemos logrado este proceso de unidad que nos permite mirar con claridad que nuestro adversario es Garro (Julio) y que no es momento de andar mordiéndonos la cola entre nosotros”, arrancó Lugones, en el plenario de este miércoles.

El tío de los Bruera comentó detalles de los servicios que se encuentran cortados y después se preocupó en anunciar que ya se encuentran trabajando en la evaluación de los daños que ha sufrido la sede desde que está cerrada.

Detalle que no trascendió, pero se supo a través de versiones de gente que tuvo acceso al edificio, que fue saqueado, vandalizado y se encuentra en total abandono, no producto del cierre por el coronavirus, sino que la actividad partidaria estaba prácticamente paralizada hace mucho tiempo.

Uno de los temas más mencionados por Lugones en su discurso –también hizo alusión Archanco, que quiere quedarse con la conducción por mandato “desde arriba”- fue la implementación de una comisión de finanzas para recaudar fondos destinado al pago de los servicios y de las deudas acumuladas. Afirman fuentes confiables que el PJ local mantiene una deuda superior a los 10 millones de pesos.

Después llegó el turno del debate libre entre los “compañeros” que asistieron al convite. Uno a uno fueron pasando los representantes de diferentes facciones, agrupaciones, funcionarios y legisladores.

El encuentro entre pejotistas tuvo una “presencia estelar”: la breve participación de la edil Victoria Tolosa Paz, alejada desde hace un tiempo de este tipo de reuniones. Lo mismo ocurrió con la presencia de Federico Martelli (MUP) y de Guillermo “Nano” Cara, otro de los conductores locales de la Campora y edil mandato vigente.

La próxima sesión vía zoom del PJ será el 8 de octubre, según lo adelantó el propio Lugones, que pidió crear una comisión de comunicación para que la difusión partidaria sea a través de un solo ámbito, porque al parecer habría cierta intranquilidad por los comunicados que salen en los medios con sellos partidarios.

Lectores: 490

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: