Interior del país
Perjudica a todos los policías y penitenciarios

Chaco: policías autoconvocados fustigan la política salarial de negreo de Capitanich y exigen blanqueo total de haberes

Señalan que “por pagar en negro el suplemento refrigerio, la caja del Estado retendrá mensualmente fondos líquidos por 9,2 millones de pesos aproximadamente, que anualizados son cerca de 120 millones de pesos".

“Los montos fijos y en negro que se impusieron, a través de Decretos del Poder Ejecutivo provincial, causan perjuicios económicos a los policías y penitenciarios chaqueños. Estos pagos son, desde el punto de vista jurídico ilegales e inconstitucionales, según la Corte Suprema de Justicia de la Nación, y recientemente el propio Presidente de la Nación anunció la eliminación de los montos en negro de los sueldos de las fuerzas de seguridad”, comienza señalando el comunicado de prensa que emitió este lunes el Frente de Policías Autoconvocados del Chaco -FREPACH-.

En esa línea, el sector explicó que “uno de los efectos negativos que provoca la política salarial impuesta por el gobernador Jorge Capitanich, es el achatamiento de la estructura salarial en los sueldos líquidos, o sea en el sueldo de bolsillo. Afecta a los trabajadores activos desde el grado de Cabo hasta la máxima jerarquía del personal subalterno, Suboficial Mayor, como asimismo a todo el personal superior: desde Oficial Subayudante hasta Comisario General”.

A su vez, señalan que “causan otros efectos negativos al personal en actividad como ser: no acumulan para el cálculo del aguinaldo (S.A.C.); no son base de cálculo de otras bonificaciones; no se computan para el cálculo del haber de retiro; no se computan como base de cálculo de los servicios de Policía Adicional; no se actualizan con las recomposiciones salariales”.

“A los retirados y pensionadas directamente no se les reconoce el pago de los montos en negro”, puntualiza la Frepach.

Y entonces “la conclusión es que en lugar de ser una solución para los bajos salarios, los montos fijos y en negro son en realidad muy perjudiciales y dañinos para los trabajadores policiales y penitenciarios”, afirman.

Pérdidas estimadas para el personal en actividad

De acuerdo al análisis que hicieron los reclamantes, la imposición de una suma en negro fija de $ 5.000 en concepto de refrigerio, por Decreto N° 1094/20 de Capitanich, “provocará en el sueldo de bolsillo del personal en actividad pérdidas por achatamiento salarial”.

Algunos ejemplos prácticos ayudarán a entender mejor esta situación: el Sargento y el Oficial Auxiliar por ejemplo perderán $ 1.200 por mes aproximadamente; mientras que el Suboficial Mayor y el Comisario perderán cerca de $ 4.000 mensuales. Si se anualizan las pérdidas, estas serán de $ 16.000 para el Sargento y el Oficial Auxiliar; y de $ 53.000 menos en el sueldo de bolsillo para el Suboficial Mayor y el Comisario durante un año.

Siempre con relación a la aplicación de una recomposición salarial con un aumento proporcional para todos los grados, como legalmente corresponde, a partir del porcentaje otorgado al Agente.

Las pérdidas se determinan integrando los tres componentes de la pauta salarial del sector Seguridad: suplemento refrigerio en cuestión, más la pauta salarial del 7,8% sobre los sueldos básicos establecida por Decreto N° 1095/20, más la primer cuota del blanqueo y eliminación parcial del suplemento recargo de servicio del 8%, establecida por Decreto N° 1119/20. A partir del haber conformado se determina que la variación total del sueldo del Agente de policía entre el nuevo haber y el haber actual, es del 29,06% a partir del 01-09-2020.

Pero por ejemplo para el Sargento y el Oficial Auxiliar el aumento será algo menor: 26%; y para el Suboficial Mayor y el Comisario el aumento será menor aún y se ubicará en torno al 22%. Es decir que a medida que se avanza hacia los grados superiores de la escala jerárquica el aumento es menos que proporcional que el aumento establecido para el Agente. Este es el efecto achatamiento.

Para los retirados las pérdidas serán aún mayores

La pérdida que provoca la política salarial de montos en negro “se agrava en el caso del personal policial y penitenciario retirado, y para las pensionadas”, dicen los policías autoconvocados.

Siguiendo los mismos ejemplos, pero ahora para el personal retirado, las quitas salariales encubiertas serán las siguientes: el Sargento y el Oficial Auxiliar retirados perderán $ 13.500 por mes aproximadamente; mientras que el Suboficial Mayor y el Comisario retirados perderán cerca de $ 16.200 mensuales. Si se anualizan las pérdidas por achatamiento salarial en el sueldo de bolsillo: el Sargento y el Oficial Auxiliar retirados cobrarán $ 174.000 menos; y el Suboficial Mayor y el Comisario retirados cobrarán $ 210.000 menos en un año.

Las pérdidas salariales son muy superiores para los pasivos porque no cobrarán el equivalente a $ 12.200 que solo percibirán los activos. Este monto se compone de cuatro conceptos en negro: suplemento recargo de servicio de $ 500 + complemento no remunerativo de $ 1.700 + bono por pandemia por $ 5.000 + suplemento refrigerio por $ 5.000.

Corresponde que el INSSSEP aplique la movilidad salarial automática por las sumas no remunerativas a los pasivos del escalafón Seguridad, y ejecute los aportes y contribuciones devengadas de acuerdo con la Ley N° 800-H. Sin embargo el INSSSEP no cumple con esto.

“El único ganador es el Gobierno”

“Cuando un sector se perjudica económicamente, por lo general hay alguien que se beneficia, y se dice que hay una ecuación de suma cero. En la aplicación de la política salarial de montos en negro a los trabajadores policiales y penitenciarios hay un ganador indiscutible: el Gobierno. Que retiene recursos por ahorro de masa salarial. Pero eso no es todo”, reclama la Policía.

Y señalan que “por pagar en negro el suplemento refrigerio, la caja del Estado retendrá mensualmente fondos líquidos por 9,2 millones de pesos aproximadamente, que anualizados son cerca de 120 millones de pesos. Si sumamos las contribuciones evadidas al INSSSEP el monto anual trepa a cerca de 150 millones de pesos, o sea 12,5 millones de pesos por mes aproximadamente”.

“El ahorro de esos 12,5 millones de pesos por el pago en negro del suplemento refrigerio, representa solo el 2% de la masa salarial total mensual de la Jurisdicción 21 - Policía Provincial”, agregan.

“Por lo que puede concluirse que la imposición de este nuevo monto en negro de $ 5.000 se trata más bien de un castigo salarial para los activos y pasivos, que de un ahorro importante de recursos para la caja provincial. Como otras veces, es probable que nadie diga ni haga nada frente a esta irregular decisión del Gobierno”, reprocha la Frepach.

Policías autoconvocados exigen blanqueo de todos los montos en negro

Por último, Policías Autoconvocados vuelven a rechazar “de plano la nefasta política de montos en negro, y exigen al Gobierno provincial la urgente convocatoria de la mesa técnica salarial del sector Seguridad para discutir un proceso de blanqueo en el término de 18 meses, similar a la política salarial del Poder Ejecutivo Nacional de blanqueo, eliminación de sumas en negro y regularización salarial establecida para las fuerzas de seguridad nacionales. Exigen igualdad de trato, basado en el principio constitucional de “igual remuneración por igual tarea” del art. 14 bis de la Constitución Nacional”, afirmó, Livio T. Fernández, Secretario General.

Lectores: 516

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: