Sexo y erotismo
Placer sin dolor

Tres hábitos de cuidado que son fundamentales después del sexo anal

Además de la higiene y la estimulación .

Esta práctica sexual consiste en introducir el pene en el ano, debido a que es una zona rodeada de muchas bacterias y muy delicada, es importante generar hábitos después de llevar a cabo esta práctica para evitar problemas de salud.

Además de la higiene y la estimulación hay otros cuidados muy importantes:

1. Cambiar el condón: Es crucial cambiar el preservativo cada vez que se pase de la penetración anal a los genitales. El ano aloja residuos fecales y bacteria como la E.Coli.

2. Limpia pero no en exceso: después de esta práctica es importante tomar un baño o al menos limpiar la zona con toallitas húmedas sin alcohol para eliminar los fluidos sexuales. Esto implica que las duchas anales pueden daño ya que irritan las células del recto y el esfínter.

3. Color de las heces anales: si hay lesiones por el rompimiento de los vasos capilares en el área del recto por el color del excremento se puede detectar alguna anomalía. Según los especialistas, es normal sangrar después de esta práctica, lo que sí debería preocupar, es tener un sangrado abundante o dolor insoportable.

En los hombre puede ser más incómodo y tienen más riesgo de sufrir incontinencia fecal, sin embargo, a través de ejercicios de Kegel se puede fortalecer los músculos del suelo pélvico y alrededor del esfínter anal.

Lectores: 4310

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: