Provincia de Buenos Aires
Piden garantías

Familiares de detenidos se encadenaron en la Gobernación bonaerense y denuncian las pésimas condiciones carcelarias

La manifestación se desarrolló en medio del ruido de la batucada, los carteles colgados en las rejas, seguido del encadenamiento de las madres de los presos.
La jornada comenzó pasado el mediodía con la llegada de las familias y el abogado Adrián Fernando Corvalán, quienes solicitaron una audiencia con el gobernador Kicillof para que escuche sus peticiones.

Un grupo de diez madres de personas detenidas se encadenó este viernes por la tarde en las rejas de la Gobernación de la provincia de Buenos Aires para pedir que haya mejores condiciones carcelarias. Las mujeres estuvieron acompañadas por sus familiares y denunciaron el mal funcionamiento del sistema judicial y los abusos del Servicio Penitenciario Bonaerense.

La jornada comenzó pasado el mediodía con la llegada de las familias y el abogado Adrián Fernando Corvalán, director del Observatorio de Políticas Integrales de las cárceles de Buenos Aires, quienes solicitaron una audiencia con el gobernador Axel Kicillof para que escuche sus peticiones.

En medio del ruido de la batucada, los carteles colgados en las rejas, seguido del encadenamiento de las madres, los manifestantes advirtieron que hay en las cárceles del país más de 15 mil detenidos que han agotado sus penas y/o procesos con sentencia no firme en prisión.

Por eso, “necesitamos que necesitamos que no mueran más pibes en la cárcel por causales evitables, cada una de las muertes que se produjeron en sus meses de gestión el Estado fue el responsable, el Servicio Penitenciario fue el Responsable, La Dirección Provincial de Salud Penitenciaria fue la responsable”, señalaron en el documento presentado al gobernador al que accedió NOVA.

“Yo ya estoy para transitoria, estoy en el penal de Dolores en una celda donde hay gente con Covid-19”, le señaló uno de los detenidos a este medio, al tiempo que agregó: “Estamos en un grupo donde hay presos y las familias están peleando por nuestras condiciones”.

Como ocurre en todas las instituciones de encierro, el hacinamiento es común. “Estamos viviendo en una celda de dos por dos, no tenemos condiciones idóneas”, se lamentó la voz y explicó que con la llegada del coronavirus “cortamos las visita de nuestras familias para cuidarnos, pero la policía nos trae el virus”.

“La inacción de funcionarios que parecería que realizan sus prácticas penitenciarias y van aprendiendo sobre la marcha, a costa de la muerte de nuestros pibes, Son responsables. Y, por supuesto, no se nos escapa que los jueces también son responsables”, se lee en el duro comunicado.

La fuente afirmó que “estoy por robo agravado, condenado a 6 años” y, acto seguido denunció que “en el servicio penitenciario hay mucha impunidad, hay drogas, hay armas, si vos pagas”.

Lectores: 1352

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: