Mundo NOVA
Crisis global

La ONU advirtió que 10 millones de niños más podrían morir de hambre a consecuencia de la pandemia

La ONU afirmó que “la forma más grave de desnutrición entre los niños podría aumentar en un 20 por ciento como resultado del coronavirus".

El Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la ONU advirtió que 10 millones de niños caerían en estado de desnutrición, exponiéndolos al riesgo de morir de hambre, a consecuencia de la pandemia de COVID19.

El comunicado publicado por el PMA en el sitio web de la ONU afirmó que “la forma más grave de desnutrición entre los niños podría aumentar en un 20 por ciento como resultado del brote, debido al impacto que éste está teniendo en las familias más vulnerables, que dependen de trabajos diarios o remesas para subsistir”.

Las medidas adoptadas para combatir el COVID19, como confinamientos y restricciones de la actividad económica, "están socavando severamente los medios de vida, exacerbando las amenazas existentes como conflictos y sistemas de salud débiles, lo que hace que sea especialmente difícil para las familias de las naciones más pobres pagar una dieta nutritiva".

Lauren Landis, directora de Nutrición del PMA, aseguró que "si no actuamos ahora, nos enfrentaremos a una devastadora pérdida de vidas, de salud y de productividad en las generaciones futuras".

"Recibir la nutrición adecuada ahora determinará si las consecuencias de la Covid-19 para los niños se dejarán de sentir durante meses, años o incluso décadas", anunció el alarmante comunicado.

Según el PMA, los niños desnutridos, y en particular los menores de 5 años, corren serio riesgo de convertirse en las principales víctimas de los efectos socioeconómicos de la pandemia, ya que son los más vulnerables a las enfermedades y tienen menor capacidad de reacción.

La desnutrición aguda es consecuencia del consumo inapropiado de alimentos y las enfermedades -en particular las que provocan diarreas continuadas, que impactan en la pérdida repentina de peso. En caso de no ser controladas a tiempo, pueden derivar en la muerte de los pacientes.

El PMA demandó urgentemente una partida de 300 millones de dólares para incrementar sus acciones de asistencia.

Semanas atrás, el director Ejecutivo del PMA, David Beasley, auguró una “catástrofe humanitaria mundial", luego de que la pandemia del COVID19 provocara "la peor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial".

Según Beasley, en la actualidad 135 millones de personas enfrentan “niveles de crisis de hambre o peor”. Con la pandemia actual se sumarán otros 130 millones de personas que, para fines del 2020, se encontrarán en situación de inanición o muy próximas a ella.

Lectores: 1055

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: