Editorial
Puntos de vista

Los jubilados, olvidados

Los pesos, cada vez más lejos del bolsillo de los jubilados. (Dibujo: NOVA)

El gobierno anunció con bombos y platillos un aumento para los jubilados que levantó todo tipo de sospechas, reclamos y cálculos. Luego de haber decidido frenar la movilidad apenas inició la gestión, con la promesa de resarcir la pérdida del poder adquisitivo, el Ejecutivo oficializó el incremento que percibirán a partir del mes próximo.

Sin embargo, esta variación, lejos de aliviar y traer calma, significa un nuevo golpe a los abuelos argentinos. Durante los últimos cuatro años sus finanzas se vieron afectadas por los brutales tarifazos que aplicó Mauricio Macri, sumado a los magros aumentos en sus salarios y la constante suba en los medicamentos, hicieron un combo letal, que en muchos casos llegó al endeudamiento extremo.

En términos generales, la variación será del 13 por ciento, aunque en el caso de aquellos que más cobren será menos. En este último fragmento poblacional, percibirán 1500 pesos más un 2,3 por ciento. Pero, según lo informado por Alberto Fernández, en conjunto el titular de la Anses, Alejandro Vanoli, el 87 por ciento de los jubilados recibirá una mejora mayor al 11,56 por ciento.

En el año 2019, en promedio, los adultos mayores tuvieron aumentos cerca de 24 puntos menos de lo que marcó la inflación final, por lo que tuvieron una gran pérdida del poder adquisitivo. Ante la suspensión de la movilidad, todo parecía indicar que sería muy difícil recuperar ese monto y, con el nuevo anuncio, queda en claro que una vez más son el sector más olvidados.

A pesar de que el propio presidente utilizó sus redes sociales para negar un ajuste, lo cierto es que el aumento tiene sabor a poco, al igual que la oficialización del nuevo vademécum de medicamentos anunciado por la titular del PAMI, Luana Volnovich. Desde el Frente de Todos se atajan y dicen que, en este primer trimestre, los abuelos le van a ganar a la inflación.

Con los 2,3 puntos, más la suma fija 1500 pesos, la jubilación mínima pasará de 14.068 a 15.892, un número que, por la realidad económica que atraviesa el país, es irrisorio. Para que ese monto pueda mejorar habrá que esperar al segundo trimestre del año cuando se produzca un nuevo aumento y se sepa a ciencia cierta si la promesa de ganarle a la inflación se cumplió o es un solo un slogan gubernamental.

Lectores: 721

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: