Panorama Político Nacional
La política del siglo XXI

Vender lo mediático para ganar

El ex ministro de Economía, Roberto Lavagna, a la espera de presentarse como candidato para presidente. (Dibujo: NOVA)

Por Sofía Muñoz, corresponsal de NOVA en Casa Rosada, Congreso de la Nación y Legislatura porteña.

Las elecciones de este año están más calientes que nunca, en medio de una crisis económica galopante que tiene a la sociedad bajo un manto de malestar. Varios precandidatos quieren poner paños fríos, a pesar de que les corren las semanas para definir si hay unidad con otros espacios, tanto del oficialismo como de la oposición.

Quien maneja sus tiempos a piacere es el ex ministro de Economía, Roberto Lavagna. Que sí, que no, que no quiere ir a las PASO con ningún candidato, que ahora Martín Lousteau para su gobierno y otras declaraciones y hechos más que se suman a la nube de incertidumbre que genera por no oficializar su candidatura a presidente.

A pesar de que sea un personaje político conocido por la sociedad, por sus antecedentes como funcionario de gobiernos pasados, Lavagna no se salva de ser parte del descontento del electorado que hoy no tiene una decisión tomada en relación a su voto por haber dejado de creer en falsas promesas de campaña.

Días atrás, el economista llegó hasta el Congreso Nacional para reunirse con el bloque de senadores del PJ que lidera Miguel Ángel Pichetto. Tras el encuentro, el ex funcionario habló con NOVA y contó que durante la reunión se debatió “de todas las cosas que no nos satisfacen a nosotros como a la mayoría de los argentinos, como el desempleo, la inflación y hasta el deterioro educativo”.

Sin embargo, se adentró en la misma bolsa como el resto de los políticos: críticas pero no propuestas. Y así se va desarrollando un año en el que nuevamente las elecciones van a estar marcadas por el amor y el odio. Junto a Lavagna se suman otros contrincantes que quieren competir contra el Gobierno, pero que optan por el show mediático antes de una salida de estos tiempos económicos oscuros.

Sin respuestas

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, desembarcó en el Congreso una vez más para dar su informe de gestión ante la Cámara de Diputados. Allí los opositores le recordaron el aumento de la desocupación, el desplome del salario, el crecimiento del hambre, entre otros legados de los años de Cambiemos, mientras que el funcionario atajó cada una de las lanzas.

“La práctica siempre es la misma: viene con un escrito que no responde en absoluto las preguntas previas que se le han formulado”, expresó indignada la diputada Fernanda Vallejos, en una entrevista con NOVA, y agregó: “Entendemos que hay situaciones que son angustiantes e impostergables en la Argentina”.

Además, la legisladora remarcó que “parece que los separa una eternidad” de la opinión del Gobierno respecto a la crisis, ya que sostienen un mensaje optimista luego de “retroceder una enormidad en estos años de (el presidente) Mauricio Macri” por sus políticas económicas.

129 nietos que hoy saben quién son

La Legislatura porteña celebró este jueves la restitución de la nieta 129, víctima de la última dictadura militar, por parte de las Abuelas de Plaza de Mayo, gracias a una iniciativa impulsada por la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, Victoria Montenegro (UC).

“Se agranda la familia! Bienvenida a la verdad hermana”, expresó la legisladora. La mujer, que nació en 1977, es hija de Norma Síntora y Carlos Alberto Solsona, actualmente vive en España y su papá está vivo. Aceptó hacerse los análisis genéticos y ya conoce su historia.

Síntora fue secuestrada el 21 de mayo de 1977 cuando cursaba el octavo mes de embarazo en Moreno, Provincia de Buenos Aires, mientras se alojaba en una casa de un matrimonio amigo. Solsona ya se encontraba fuera del país y hoy, a 42 años del trágico hecho, vuelve a respirar.

Lectores: 456

Envianos tu comentario