Panorama Político Bonaerense
Panorama Político Bonaerense

Recta Final de cara a las PASO

Mauricio Macri decidió priorizar el resto de las provincias durante el tramo final de la campaña, dejando a María Eugenia Vidal la responsabilidad de contener a la tropa en Buenos Aires. (Dibujo: NOVA)

Por Maxi Pérez (@perezmaxi), corresponsal de NOVA en Casa de Gobierno y Legislatura

Las encuestas reflejan números poco amigables para el oficialismo en territorio bonaerense, por lo que el presidente Mauricio Macri decidió priorizar el resto de las provincias durante el tramo final de la campaña para las PASO, dejando a María Eugenia Vidal la responsabilidad de contener a la tropa en Buenos Aires.

La reunión con los candidatos "sin tierra" del conurbano, aquellos que compiten en municipios gobernados por la oposición, fue la estrategia reveladora del macrismo para evitar la debacle electoral en el principal distrito del país. 

"Péguense a María Eugenia", fue la orden del Presidente, y los presentes entendieron que la nacionalización de la elección no pasaba por proyectar la campaña bonaerense, sino lo contrario, intentar opacarla con los números del resto de las provincias.

El objetivo de Jaime Durán Barba y su equipo es tener el terreno preparado para minimizar el impacto de una posible derrota el 13 de agosto, para lo cual durante esta semana los candidatos y sobre todo la Gobernadora retomarán los ejes de largo plazo, como la coparticipación, la reforma tributaria y las leyes del personal bonaerense, temas que no dependen de la coyuntura y que permiten sostener la idea de "cambio", aún ante el fracaso de la política económica.

En la Primera y Tercera Sección, la responsabilidad en esta semana será de los candidatos locales, mientras que el cierre se prepara en un distrito a definir del interior, aunque suena con cada vez más fuerza Mar del Plata, ciudad que en 2015 le dio un triunfo aplastante a Macri, pero que hoy garantiza un triunfo de Esteban Bullrich sobre Cristina Fernández de Kirchner apenas por encima de los márgenes de error de las encuestas.

Como si fuera poco, la crisis política de la ciudad feliz se profundizó con un sincericidio de su intendente, Carlos Arroyo, que reconoció que su distrito recibía más fondos que sus vecinos porque el oficialismo debía ganar las elecciones. 

"Es fácil de entender", dijo el Jefe comunal sobre el envío de fondos de la provincia y explicó que “Cambiemos tiene que andar bien en Mar del Plata" porque "es el segundo padrón después de Matanza".

De todas maneras, la apuesta fuerte está en las secciones del interior, dónde además el oficialismo aspira a ampliar el número de representantes en la Legislatura y por eso los ojos ya están puestos en octubre y no en lo que pueda ocurrir el domingo 13.  La realidad es que en la mesa chica del PRO la máxima preocupación tiene que ver con la diferencia a favor de CFK, y hay una coincidencia casi plena en que si la ex Presidenta triunfa por más de 5 puntos será muy difícil descontar en octubre.

Sin transpirar la camiseta

La precandidata del frente 1País, Margarita Stolbizer, preocupada porque las mejores proyecciones de su espacio la dejan afuera del Congreso nacional, cargó en duros términos contra la precandidata de Unidad Ciudadana y se quejó de que Cristina no camina la provincia y tiene reuniones en su departamento "porteño".  Tan surreal fue la avanzada de la ex radical, que llegó a decir que “Cristina no se viste igual hoy que como se vestía cuando estaba en la Presidencia” (sic).

Las quejas de la precandidata que acompaña a Sergio Massa podrían traducirse con un apelativo al ingenio popular, aplicando la metáfora futbolera que dice que el rival, en este caso CFK, las va a ganar caminando o sin transpirar la camiseta.  Claro que esta idea solo vale para 1País y se termina en las PASO, momento en el cual se abre otro camino en el cual renovadores y margaritos bien podrían alzarse con el "voto útil" anticristinista y hacer un mejor papel en las generales.

Pero la única verdad es la realidad y en el último tramo de la campaña, algunos dirigentes de peso como Felipe Solá, parecen más preocupados por retener los votos que podrían irse con Florencio Randazzo que por sumar de cara a una disputa por el primer lugar con los otros dos actores mayoritarios.

El massismo se volvió a conformar con hablar de un escenario de "tercios" y espera con eso lograr sostener el apoyo de por lo menos un 20 por ciento del electorado, un número que consideran suficiente para entrar en la pelea por la sucesión del 2019, aunque mas no sea como uno de los espacios con los cuales negociar.

La incógnita es qué va a pasar en las secciones, porque Massa ya no es ese polo de atracción que fascinaba a votantes de todos los colores y Stolbizer nunca logró traducir su buena imagen en apoyo electoral y por eso algunos dirigentes admiten que si los números no son favorables en agosto, es probable que se despeguen del ex Intendente de Tigre de cara a octubre, para intentar salvarlas papas.

Era muda, la mina era muda…

A contramano de todas las expectativas, incluso las del círculo más íntimo, la ex Presidenta está cerrando una campaña en la que por primera vez en muchísimo tiempo escuchó mucho más de lo que habló y los resultados están a la vista. Prácticamente no hay encuesta que no le otorgue ventajas sobre Bullrich e incluso algunos sondeos hablan de empates técnicos en grandes ciudades como Mar del Plata y Bahía Blanca, lo que sería un verdadero dolor de cabeza para el gobierno.

Y esta última semana no será diferente.  Las apariciones serán casi quirúrgicas y no le temblará el pulso a la precandidata para suspender una presentación si, como ocurrió esta semana, la información sobre su presencia en el lugar elegido se filtra antes de lo previsto.

Es muy difícil acertar una crítica hacia la ex mandataria que pueda hacer mermar sus apoyos, y para colmo de males este viernes su ex vicepresidente Amado Boudou fue sobreseído en la causa por los papeles trucos de un auto y la prensa adicta al macrismo salió a acusar a la Justicia de cerrar acuerdos con el poder.   Bastante difícil les será a esos mismos operadores explicar que Claudio Bonadío es independiente

Es poco probable que el resultado de este proceso judicial le signifique mayor apoyo a la candidatura de CFK, pero es muy probable que desencante a algunos votantes anti-k de Cambiemos que esperaban una mayor contundencia en los fallos contra los funcionarios del gobierno anterior.

Lectores: 8006

Envianos tu comentario