Política
Mano dura a delincuentes

Olmedo agradeció a Bullrich por tener en cuenta su propuesta de devolver la autoridad a las fuerzas de seguridad

El diputado Alfredo Olmedo celebra el anuncio de la ministra Patricia Bullrich. (Dibujo. NOVA).

Este lunes se conmocionó el país, para bien y para mal, a raíz de la decisión tomada por la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, quien autorizó a policías a disparar al delincuente sin la voz de alto. El diputado Alfredo Olmedo fue quien tenía esa idea como una de sus propuestas, es por eso que agradeció a la ministra por la decisión tomada.

Al respecto, Olmedo aseguró que agradece a Bullrich que lo haya escuchado puesto que él indicó que el delincuente debía ser abatido y reducido. Anteriormente, el diputado había manifestado que no había pocas cárceles, sino muchos delincuentes.

También celebró esta determinación por parte de las autoridades ya que para Olmedo, el delincuente cuando sale a delinquir, no tiene protocolos. Es por esto que considera necesario un cambio en la actuación de la Policía.

Cabe recordar que el diputado viene solicitando no sólo la autoridad en la Policía, sino también en la docencia.

Por último, finalizó diciendo que “vengo insistiendo desde hace varios años en la necesidad de devolverle la autoridad a las fuerzas de seguridad. Así será cuando sea presidente de los argentinos”.

También agregó que para legitimar esta decisión, el Gobierno debería enviar este tipo de reglamento a la Cámara de Diputados para su tratamiento.

A partir de esta decisión tomada por el Ministerio de Seguridad, resurgió la brecha en el país, entre quienes cansados de la inseguridad están conformes con la mano dura a los delincuentes y entre quienes piensan que puede morir un inocente por equivocación de la Policía.

Cabe recordar que el reglamento de armas de fuego permite a los agentes disparar "cuando resulten ineficaces otros medios no violentos"; "defensa propia o de otras personas, en caso de peligro inminente de muerte o de lesiones graves" o "para impedir la comisión de un delito particularmente grave, que presente peligro inminente para la vida o la integridad física de las personas".

Lectores: 1213

Envianos tu comentario